❥ Irremediablemente

Vacaciones, pasitos cortos, viaje improvisado, Navarra, tregua de temperaturas, (¿hemos traído chaquetas?), fiestas aquí, y allí, y más allí, pueblos enteros vestidos de blanco y rojo bajo un cielo azul-verano. Helados de chocolate y frambuesa, vinos rosados que nos hacen reír, prados verdes arriba, llanura y campos amarillos abajo, ruinas romanas, museos, piscina, caminos, caballos en la carretera, circular sin prisa, caminar casi a saltitos, ermitas, bocatas diferentes, días diferentes, latidos diferentes, aires diferentes. Y de pronto en mitad del camino aparece este personaje maltrecho y despeinado. Me enamoro irremediablemente. Y es que en lo aparentemente imperfecto es dónde encuentro la mayor belleza.  ❤️

Processed with VSCO with hb2 preset

 

1

❥ Nada puede…

introspecció

Me siento delante del ordenador. Me descalzo inmediatamente, ¡ay, qué gustazo! ¿verdad? pero ha sido sentir el frescor del suelo y automáticamente tener ganas de ir al baño. No tengo a mano las muletas (ni las quiero), no tengo ganas de llamar a nadie (ni depender), así que a falta de bolsillos me coloco el móvil dentro del sujetador (soy medio kamikaze pero no suicida) y me voy dando pasitos de yaya, lentamente, agarrándome a los marcos de las puertas, a las paredes, a la cómoda de la habitación, incluso al radiador del pasillo. Camino y voy susurrándome a mi misma que “nada puede hacerme caer”. Todo un triunfo llegar al baño y sentarse, ay que bien sientan los pequeños milagros. Otro triunfo aún más grande levantarse. De vuelta a mi estudio he seguido con la misma dinámica y el mismo susurro, “nada puede hacerme caer”, lo repetía a modo de mantra mientras mi recién estrenada pelvis se reía por lo bajini.

Y sí, señores, he vuelto a mi estudio. No sé lo que he tardado pero he vuelto, sin ayuda, a velocidad de tortuga, sí, pero me he sentado solita delante del ordenador y me he puesto tan contenta que me he inmortalizado a mí misma en esta foto tan horrorosa pero tan importante para mí. “Nada puede hacerme caer” que guay -he pensado- que poder de auto convicción más fuerte tengo, coñe.

Pero luego ha sido alzar la vista a la pantalla (sonaba James Arthur en spotify, eso lo sé), descalzarme, notar el frescor del suelo en la planta de mis pies y sentir una flojedad cayéndome a peso desde el techo (digo yo). Un cansancio tan, pero TAN  bestia, inmenso, como si hubiera ido a hacer pís al mismísimo puto Everest! (He necesitado incluso un par de minutos para adormitar y reponerme, lo juro.)

Sí, sí, ríete de mí Kilian Jornet…

 

1

❥ A 2cm sobre el alambre

34806138030_0c37b46e43_o

Aprender a caminar de nuevo, poco a poco, con 2 cm más de altura. Le digo a mi pierna izquierda que tenga paciencia hasta que le toque a ella (que le tocará), que de momento se acostumbre a llevar un tacón invisible para igualar altura, que se contonee si le da la gana para así equilibrarse, que lo haga suave y sin prisa. Que entre paso derecho y paso izquierdo, entre contoneos y “ey, déjame suelta, que puedo” he de aprender de nuevo a bailar la vida.

Y lo haré. Ya lo creo que lo haré. Suelta, sin atajos ni amarres, como siempre lo he hecho.

(Por mis ovarios.)

 

1

❥ Sant Jordi 🌹

Amanece el que para mí es, sin duda alguna, el día más bonito del año: Sant Jordi,  día del libro y la rosa. No veo la hora de perderme por las calles para difrutar de las paraditas de libros y el olor de las rosas en mi ciudad. Este año no sé que voy a hacer con mi locura desatada porque no podré evitar comprar algún libro aunque mi conciencia me repita, en plan machacón, que tengo 3 libros en cola pendientes de leer (un número que parece no bajar nunca, jolín). Alguno caerá, seguro, (¡segurísimo!), pero voy mentalizada para que sea alguno de recetas ricas-ricas. En fin, ya os contaré… 😉

Processed with VSCO with hb1 preset

¿Y vosotros? ¿teneís pensado comprar algún libro en concreto?

Feliç/z Sant Jordi!

🌹